Si tenemos por casa algunas botellas de plástico que ya no vamos a utilizar, podemos reciclarlas fabricando flores que decorarán nuestras estancias.

Flores con botellas de plástico recicladas

Para ello necesitaremos botellas de plástico, pintura para vidrio, telas, cintas de colores, pegamento, pinceles y unas tijeras.

Limpiamos bien las botellas y recortamos el cuello de las mismas. Vamos recortando de forma que demos un aspecto de pétalos que abriremos. Ahora los pintamos y metemos una bola de tela en el centro a modo de pistilos.

Seguidamente fijamos con el pegamento y decoramos a nuestro gusto.

Otra idea puede ser utilizar el resto inservible que nos ha sobrado de las botellas a modo de florero decorándolo del mismo modo y dando formas divertidas.